FSC-CCOO Sector Administración General del Estado | 2 marzo 2024.

Segundo día de huelga en la Inspección de Trabajo y Seguridad Social

    Estamos a 25 de enero y entramos en el segundo día de huelga en la Inspección de Trabajo y Seguridad Social. En una irresponsable actitud de las direcciones políticas del Ministerio de Trabajo y Economía Social y del Ministerio de Hacienda y Función Pública que mantienen su actitud de bloqueo al refuerzo del organismo, no queda otra opción que mantener la huelga y profundizar en un conflicto que puede tener severas consecuencias.

    25/01/2023.
    Concentración ante Función Pública.

    Concentración ante Función Pública.

    Nueva jornada de huelga completa, de 24 horas, en todos los centros de trabajo de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social.

    No ha sido posible concretar ningún avance. No hay voluntad política por parte de este Gobierno de reforzar este organismo. Puede sorprender, pero a pesar de la disposición de todas las organizaciones convocantes, CCOO, CIG, CSIF, SITSS, SISLASS, UGT, UPIT y USESS, no ha existido el más mínimo gesto por parte del Gobierno que permita suponer su compromiso con el acuerdo firmado en julio de 2021 y su voluntad de cumplirlo.

    Es indudable que cada día que pasa el conflicto se hace más profundo con el peligro que ello conlleva de que se vaya radicalizando y haciendo más difícil encontrar soluciones válidas.

    Hoy, nuevamente, la plantilla de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social se ve en la obligación de dar un paso a modo de aldabonazo en la puerta de quienes están impidiendo que las medidas correctoras se sustancien.

    Los poco más de 3.000 efectivos de la institución están llamados a participar y a tenor de lo que pudimos ver en las concentraciones de hace dos días, la respuesta va a ser singular exigiendo que el acuerdo firmado se cumpla en su totalidad.

    Las carencias son numerosas y cada día más graves. La escasez de plantilla es patente, los medios con los que se cuenta sufren un achatarramiento innegable, la estructura está sin desarrollar y pone en cuestión una correcta organización y coordinación, el reconocimiento del esfuerzo de quienes trabajan en la Inspección es inexistente, no hay posibilidad de carrera profesional, no hay horizonte de mejora y en algunos apartados nos encontramos con los niveles retributivos más bajos de toda la Administración.

    Un Gobierno que se empeña en mantener esta situación en la Inspección de Trabajo y Seguridad Social solo demuestra tenerle escaso cariño a la institución a pesar de que verbalice una y otra vez el valor de la misma.

    Un Gobierno que dilapida los créditos disponibles para fortalecer este organismo también demuestra escaso interés en reforzarlo y en colocarlo en el nivel necesario para cumplir los compromisos que tiene con la ciudadanía. Más del 20% del presupuesto del año 2022 se ha quedado sin ejecutar. La mejora introducida presupuestariamente en dicho ejercicio se ha ido por el desagüe a pesar de que la misma tenía holgura suficiente para dar respuesta a todas las soluciones necesarias.

    Y esta sinrazón, este inexplicable conjunto de decisiones, este incumplimiento que se escapa a cualquier razonamiento es el que nos lleva nuevamente a la convocatoria de huelga de hoy y nos seguirá colocando en clave de conflicto en el futuro hasta que se superen todos los obstáculos.

    Hoy, además, nos concentraremos ante la Dirección General de Función Pública a las 12 horas en Madrid, en la Calle Manuel Cortina nº 2 para denunciar el bloqueo que el acuerdo suscrito sufre en dicho ámbito.

    Enlaces relacionados
    Enlaces relacionados